martes, septiembre 26

Mi mamá me mima!!

La semana pasada hice una visita relámpago a Valladolid para ver a la familia y a los amigos antes de empezar las clases en la universidad.
Han sido cuatro dias y viajando por la noche en autocar para aprovechar al máximo, una paliza, pero ha merecido la pena.

Hace un año y medio que estoy intentando redirigir mi vida, perdí el rumbo o símplemente me dí cuenta que el que llevaba no me gustaba.

Dejé el trabajo y voy a emprender la inquietante aventura de comenzar una carrera, fisioterapia.
Me ha costado llegar hasta aquí, pero lo he logrado, ahora sólo falta luchar y estudiar, mucho.

También estoy intentando retomar viejas amistades, que no se hundan las actuales y regar las posibles nuevas.
Afianzar desatados lazos familiares (gracias Susana por dar el primer paso) e intentar disculparme con aquellas personas con las que no me porté demasiado bien en el pasado.

Y a medida que lo consigo, me duele más despedirme de ellos cuando me voy.

Recientemente he localizado a una compañera del insti que era un solete: Judith.

La localicé trasteando por internet (y es que lo que no se encuentre por interné...) y en este viaje la he logrado ver, han sido diez minutos, ya en la estación de autobuses, justo antes de arrancar el autocar, pero nos hemos podido ver.

Ha sido muy emocionante, verla después de tantos años y comprobar que podríamos pasarnos horas hablando como cuando íbamos a clase, ahora es "profa" de educación física y después de dar muchos tumbos ha vuelto a Valladolid, la he visto bien, muy guapa, no ha cambiado nada, está estupenda.

Después del brevísimo encuentro, espero (y ya haré por ello) que no volvamos a perdernos la pista y quedar con más tranquilidad para la próxima ocasión.

Puede ser que haya intentado buscar mi sitio en Barcelona, me fuí muy joven intentando buscar algo, pero no sé si lo he encontrado realmente. Lo que sí que sé, es que en Valladolid me siento como en casa, aunque no viva aquí.

Aquí (allí ahora) vuelvo a ser Cuca, con lo que eso me gusta y me siento... arropada y en mi salsa.

En Barcelona puede que me siga sintiendo una extraña, en un lugar que no sé si termina de ser el mío, que tal vez no he logrado que sea mío, en un piso que sólo es eso y con un recuerdo un tanto amargo respecto a lo que amistades se refiere.

Bueno y esto qué tiene que ver con los callos de mi madre??? Pues que es un gusto ir a casa de tus papis y que te mimen de esa manera (Vaya rollo para terminar diciendo eso no??? =)

Muchas gracias mami, eres un solete!!!


Comments:
Ya sé que mi post es el de abajo, pero... qué secuestradora tan maja oyessssssss :-)

beso!
 
llegue aca buscando algo que ya no sé que era... pero buenisima la historia de azulito, me haz hecho reir mucho mucho..
Saludos desde buenos aires!
besos
Loly
 
Publicar un comentario



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?